TCM, Una noche con HUGH GRANT

on Ago 22, 18 • by • with Comentarios desactivados en TCM, Una noche con HUGH GRANT

Hugh Grant nunca quiso ser una estrella de cine. “Siempre me ha gustado actuar, pero no quería hacerlo como un trabajo profesional. Aún sigo sin querer”, explica entre resignado y divertido. Una afirmación que suena un tanto extraña en boca de alguien que lleva tres décadas y media situándose frente a las...
Pin It

Home » Destacado » TCM, Una noche con HUGH GRANT

Hugh Grant nunca quiso ser una estrella de cine. “Siempre me ha gustado actuar, pero no quería hacerlo como un trabajo profesional. Aún sigo sin querer”, explica entre resignado y divertido. Una afirmación que suena un tanto extraña en boca de alguien que lleva tres décadas y media situándose frente a las cámaras y que ha protagonizado éxitos como Cuatro bodas y un funeral, Love Actually, Un niño grande o Notting Hill. Pero no es ninguna boutade. De hecho, hace algunos meses anunció que se retiraba definitivamente de la comedia romántica, el género que le dio fama y éxito, porque se veía mayor y ya no tenía el físico adecuado para abordarla.

El sábado 25 de agosto a las 22:00 horas los espectadores de TCM podrán oír en boca del propio Hugh Grant éstas y otras afirmaciones gracias a una nueva entrega de Una vida en imágenes, el programa que produce la Academia Británica del Cine y la Televisión (BAFTA) y que en España emite en exclusiva nuestro canal. La entrevista irá acompañada de la emisión de Lo que queda del día, el film que dirigió James Ivory en 1993, basada en la novela del premio Nobel de Literatura 2017, Kazuo Ishiguro y en la que Hugh Grant interviene con un pequeño papel.

El 9 de septiembre Hugh Grant cumplirá 58 años. Nació en Londres, en el seno de una familia que no tenía nada que ver con el mundo de la actuación. Su madre era profesora y su padre vendedor de alfombras. Estudió Historia del Arte en Oxford mientras asistía a clases de interpretación por pura diversión. En 1982, estando todavía en la Universidad, hizo su debut profesional como actor en el cine con la película Privileged.

En 1987 intervino en Maurice de James Ivory y un año después rodaba en España Remando al viento a las órdenes de Gonzalo Suárez, un film del que no guarda un buen recuerdo. “Eran unas producciones que estaban de moda por entonces y que se llamaban Europuddings. Yo hacía de Lord Byron y estaba fatal traducida al inglés. ¡Ni el título tenía sentido!”, evoca ante las cámaras el actor inglés.

En 1992 protagonizó Lunas de hiel de Roman Polanski y en 1994 el título que le lanzó definitivamente al estrellato: Cuatro bodas y un funeral, un film por el que ganó el Globo de Oro como mejor actor de comedia. Luego vendrían largometrajes como Nueve meses y Sentido y sensibilidad que consolidarían su fama internacional.

Su imagen de hombre tímido, indeciso, balbuceante, incluso algo patoso le hacían ideal para un tipo de comedias románticas que protagonizaban mujeres fuertes y decididas como Andie MacDowell; Julianne Moore o Emma Thompson. Notting Hill, junto a Julia Roberts, fue otro de sus grandes éxitos. “Yo no me sentía una estrella, al menos al lado de Julia. Ella era la más importante”, rememora.

Hugh Grant siempre se ha sentido insatisfecho con las películas en las que ha intervenido. “Llevo actuando 34 años y creo que he sido una mierda 17 y un poco mejor los otros 17”, admite con una enorme sinceridad. El pasado mes de mayo se casó en una discreta ceremonia civil con Anna Eberstein, una productora de televisión con la que tiene tres hijos, el último nacido en marzo. Además, el actor inglés tiene otros dos de su relación con la modelo china Tinglan Hong.

Lo cierto es que, en estos últimos tiempos, Hugh Grant se toma su carrera con calma. La última vez que le vimos en el cine fue en 2016, al lado de Meryl Streep, en Florence Foster Jenkins, film por el que obtuvo una nueva nominación al Globo de Oro como mejor actor de comedia. Acaba de poner su voz a uno de los personajes animados de la segunda parte de Paddington y recientemente, para la televisión, ha protagonizado la serie A Very English Scandal en la que da vida a Jeremy Thorpe, el líder del partido liberal que en 1979 fue acusado de intervenir en el asesinato de Norman Josiffe, un modelo con el que el político había mantenido años antes una relación sentimental. Un papel totalmente alejado de los que Hugh Grant solía protagonizar antaño, cuando, a pesar de ser toda una estrella, veía su profesión casi como un pasatiempo.

Sábado, 25 de agosto:

22:00 Una vida en imágenes: Hugh Grant (A life in pictures: Hugh Grant, 2018) – ESTRENO EXCLUSIVO

22:30 Lo que queda del día (The remains of the day, 1993)

Related Posts

Comments are closed.

Scroll to top
UA-42989304-1