TCM: Una Navidad con los MONTY PYTHON

on Dic 23, 16 • by • with Comentarios desactivados en TCM: Una Navidad con los MONTY PYTHON

Una Navidad llena de risas. Eso es lo que propone TCM a todos sus espectadores. Además de los tradicionales polvorones, mazapanes, turrones y cava, no hay nada mejor que unas carcajadas para tener una buena digestión navideña. Nuestro canal lo sabe y por eso emitirá ese día tan señalado un especial dedicado al...
Pin It

Home » Destacado, TV » TCM: Una Navidad con los MONTY PYTHON

Una Navidad llena de risas. Eso es lo que propone TCM a todos sus espectadores. Además de los tradicionales polvorones, mazapanes, turrones y cava, no hay nada mejor que unas carcajadas para tener una buena digestión navideña. Nuestro canal lo sabe y por eso emitirá ese día tan señalado un especial dedicado al grupo británico Monty Python con dos de sus mejores películas: La vida de Brian, una visión alternativa de la época de Jesucristo, y Los caballeros de la mesa cuadrada y sus locos seguidores, su particular versión de las leyendas artúricas.

la-vida-de-bryan-2

Los Monty Python comenzaron a actuar a finales de los años sesenta y muy pronto se convirtieron en uno de los mejores grupos cómicos de Reino Unido. El grupo estaba integrado por cinco británicos, Graham Chapman, John Cleese, Eric Idle, Terry Jones y Michael Palin y un americano, Terry Gilliam. Tenían algo de experiencia como guionistas de televisión, pero decidieron unir sus fuerzas y dar un salto hacia adelante. El 5 de octubre de 1969 comenzó a emitirse en la BBC Monty Python’s Flying Circus, un programa que se definía anárquico, irreverente y subversivo y que marcó un hito en la televisión británica a lo largo de sus seis temporadas de emisión. “Teníamos que trabajar muy rápido para hacer un show cada semana. Asumíamos riesgos y cuando trabajas así, acabas teniendo una gran confianza en ti mismo y quizá también algo de arrogancia”, explicaba Terry Gilliam hace unos años.

los-caballeros-de-la-mesa-cuadrada

John Cleese era el principal talento creativo del grupo y el más imaginativo a la hora de elaborar tramas, personajes y situaciones. Terry Gilliam, por el contrario, era el que menos salía en los sketches. Su principal aportación era en el terreno visual. La clave del humor de los Python consistía en su enorme capacidad de construir escenas extravagantes a partir de una pequeña anécdota. Tanto los programas de televisión como las cinco películas que rodaron están llenos de canciones y excelentes números musicales. Eric Idle era el compositor de la mayoría de los temas, todos repletos de humor e ironía.

En 1971 protagonizaron su primera película: Se armó la gorda, una selección de gags y escenas del programa de televisión. Sin embargo, el grupo no consideró iniciada su carrera cinematográfica hasta tres años más tarde, cuando rodaron Los caballeros de la mesa cuadrada y sus locos seguidores. A partir de entonces, la fama del grupo se disparó.

Una idea soltada al azar por Eric Idle dio pie a La Vida de Brian, la historia de un hombre que nace el mismo día que Jesucristo y con el que le confunden constantemente. Una película llena de escenas desternillantes, como la de la lapidación o la de la crucifixión final, pero que también generó polémica en determinados círculos católicos que la acusaron de blasfema.

El éxito mundial de La vida de Brian hizo que el grupo se embarcase en una gira teatral por Estados Unidos que sería recogida por las cámaras en la película Monty Phyton en Hollywood. Tras esta aventura, se dieron un tiempo de descanso y varios de sus miembros abordaron proyectos individuales. En 1983 volvieron a reunirse para rodar una de sus mejores películas: El sentido de la vida que, según explicaron, estaba influida por El fantasma de la Libertad de Luis Buñuel. El film ganó el Gran Premio del Jurado en el Festival de Cannes de 1983 y sería el cénit de la carrera del grupo. Poco después decidieron separarse. A partir de entonces cada uno emprendió su carrera en solitario como actores, cantantes o, como el caso de Terry Gilliam, como director de cine.

Treinta años después de su separación, el legado de los Monty Python continúa vivo. Los caballeros de la mesa cuadrada y sus locos seguidores fue adaptada al teatro musical en la obra Spamalot y La vida de Brian en una opereta titulada No es el Mesías. Se pueden encontrar rasgos de su humor en anuncios de publicidad, series y, por supuesto, en el trabajo de otros cómicos. Pero también en el mundo de la informática. El término spam, que utilizamos para definir al correo no deseado, tiene su origen en un gag de los Python en el que la dueña de un restaurante ofrecía a sus clientes algo llamado spam en todos los platos. 

Y eso es lo que harán los Monty Python el día de Navidad: llenar la programación de TCM de situaciones hilarantes y de carcajadas que, en esta ocasión, harán la competencia a los tradicionales villancicos. 

Domingo 25 de diciembre:
15:35 La vida de Brian (Life of Brian, 1979)
17:10 Los caballeros de la mesa cuadrada y sus locos seguidores (Monty Python and the Holy Grail, 1975)

Related Posts

Comments are closed.

Scroll to top
UA-42989304-1