Critica ‘PASSENGERS’

on Ene 2, 17 • by • with Comentarios desactivados en Critica ‘PASSENGERS’

Es muy difícil dar una opinión de esta película sin introducir spoilers. Cuando la vean, lo entenderán. Así que quizá las próximas líneas les parezcan un tremendo lío sin sentido, aunque intentaré que no sea así. Passengers parte de una premisa brillante y de futuro prometedor: la colonización planetaria....
Pin It

Home » Criticas, Destacado » Critica ‘PASSENGERS’

Es muy difícil dar una opinión de esta película sin introducir spoilers. Cuando la vean, lo entenderán. Así que quizá las próximas líneas les parezcan un tremendo lío sin sentido, aunque intentaré que no sea así.

Passengers parte de una premisa brillante y de futuro prometedor: la colonización planetaria. Miles de personas abandonan la Tierra para iniciar otra vida en un planeta a 120 años de viaje. En estado de hibernación, por supuesto. No me digan que la historia no da juego: quiénes son, qué les impulsa a dejar familias, amigos, vidas, para pasar más de un siglo durmiendo y despertar a un nuevo mundo. Pero, claro, no podía ser tan sencillo —¿he dicho sencillo?—. Un accidente estelar provoca que uno de los pasajeros, Jim Preston (Chris Pratt), despierte a mitad de camino. Piensen: le quedan 90 años de viaje espacial. En un crucero de lujo con todos los servicios, eso sí, pero con la única compañía de un androide-barman con el torso de Michael Sheen, quien, como es habitual, está fantástico. ¿Ya he dicho que le quedan 90 años de viaje?.

passengers_poster

A partir de aquí, la fabulosa nave de última tecnología, los avances futuristas, los alucinantes efectos (léase «momentos sin gravedad») pasan a ser un lujoso envoltorio para una cuestión ética mucho más profunda y controvertida… y que no puedo revelar.

A cambio, les daré datos. Por ejemplo, que el guión es original y de 2007 (han leído bien: no es secuela, ni precuela, ni spin-off, ni remake). Que los dos actores principales, Chris Pratt y Jennifer Lawrence fueron los últimos de una nutrida lista de candidatos. Que el director es el noruego Morten Tyldum, quien previamente dirigió la solvente The imitation game.

Y como supongo que todo esto no les interesa mucho, volvamos al asunto. Pero como no puedo contar más del argumento, les diré que la película es entretenida y visualmente fabulosa. Está construida en torno a sus tres actores (sí, incluyo a Michael Androide Sheen) y ellos responden con efectividad; son el núcleo atómico de esta nave argumental, el imán de todas las miradas y no solo las soportan, sino que piden más. No busquen explicaciones físicas o tecnológicas a los problemas que se plantean en la película, porque eso no es lo importante. Desconecten sus mentes científicas por un rato. Daría igual que los protagonistas estuvieran en un crucero por el Mediterráneo, o en una isla. La cuestión es lo que pasa, no el porqué pasa.

Y cuando salgan del cine y se les pase el efecto del brillo de los cromados, piensen y respondan con sinceridad: ¿qué habrían hecho ustedes?

 

Related Posts

Comments are closed.

Scroll to top
UA-42989304-1